قالب وردپرس درنا توس
Home / Salud / Tiene Parkinson y una operación en un hospital le cambió la vida

Tiene Parkinson y una operación en un hospital le cambió la vida



BUENOS AIRES (ADNSUR) – Oscar Cañete tiene 54 años y el Pabellón de Parkinson de 36 . Así, la vida que llevaba este hombre si se disolvió y si se convirtió en casos otra. El leve tembleque fue por los médicos que atendieron en incertidum como Parkinson, la noticia que nadie quiere escuchar. Sin embargo, en los últimos días en el Hospital Posadas, ubicado en la localidad de El Palomar, le practicaron una operación y todo cambió : "Era un pájaro encerrado sin vida, ahora puedo comer y bañarme solista " dijo a Infobae.

Cuando la enfermedad era como una serpiente que hizo contigo por el cuerpo, Oscar estás hablando de trabajar y de la fábrica de alimentos que es importante para tu caso. Peor: dejó de jugar al fútbol.

"Mi vida fue un desastre", Diego Cañete, después de compartir la experiencia de quirófano con Infobae, y como a casos todos los que caen precauciones de la enfermedad, también si se preguntó "por qué a mí".

El Parkinson es en enfermedad neurológica que genera movimientos anormales en el cuerpo. En los últimos años, y el Hospital Posadas sumó la tecnología que permite su equipo de médicos operar de manera gratuita, algunos casos de pacientes con esta dolencia.

Oscar estuvo despierto y atento durante la operación, que si se realizaba con anestesia local. "Tiene un carácter paliativo y su objetivo es una mayor calidad de vida para los pacientes afectados, recuperando la máxima autonomía posible ya que la enfermedad de Parkinson es un crónico neurodegenerativo que produce una incapacidad progresiva", explica el sitio web oficial de Posadas.

O bien la padeció se ralentizó lentamente durante 18 años Oscar Cagnete. Especialmente en los últimos cinco años. "Ni siquiera se podía tapar con la sábana" cuenta Yanina, una serie de canciones, que vive en casa con la familia de Los Cardales. Oscar había perdido hasta la fuerza en sus piernas.

La vida es una cadena donde cada eslabón puede ser una sorpresa. La operación devolvió la esperanza para el espíritu de Cañete y su familia. Dentro de cuatro meses, Oscar volver al quirófano del libro para completar la secuencia de intervenciones. Pero ya, trans la primera, pudo aproximarse a una nueva vida, otra vez.

" Cambió mucho; puedo caminar, puedo comer, puedo bañarme solamente taparme solo, levantarme solo", enumera Cañete, y hace una breve sílaba durante el cual busca palabras. Hasta que las encuentra y las suelta, con síntesis y contundencia.


Source link